jueves, 17 de mayo de 2007

Bomba de tiempo...

Hola a todos, llevaba creo que 2 dias sin subir, pero bueno he vuelto y ahora si ando inspirado jajaja. Bueno de echo siempre que escribo aqui lo estoy pero bueno.
Hoy tocare un tema que ultimamente ha estado sonando mucho y se que a algunos les va a parece algo muy aburrido y shoteado, pero es de lo que me inspire para escribir. Se que la ecologia no es un tema del que todos agraden leer, pero pues les pido que lean esto, no lleva mucho tiempo y puede ayudar un poco a este problema. Asi que empecemos que no tenemos mucho tiempo.
El calentamiento global es un problema que esta presente, y día con día nos causa más y más problemas. No podemos decir que este es un problema del futuro, es real y lo estamos viviendo ahora más que nunca; aumento en las temperaturas, derretimiento de los polos, súper huracanes, sequías extremas, inundaciones,Si nos vamos a tiempos atrás encontraremos organizaciones que predecían estas catástrofes, pero la gente los ignoro, los tacharon de locos, se burlaron de ellos e hicieron caso omiso a sus ideas “apocalípticas”. Estas organizaciones, al ser ignoradas no recibían apoyo de nadie, pero aun así pelearon para seguir adelante, y soportando todo estos contragolpes lograron levantarse y seguir peleando. No se dieron por vencidos; pelearon por la seguridad de su mundo, protestaron, intentaron detener gente que no les hacia caso y seguían expandiendo sus ideas para atraer a mas gente que les ayudara.
Hoy en día nos encontramos con un problema mas grave que es ya el tema principal de todas las organizaciones pro-ecológicas del mundo. El calentamiento global esta presente y no solo nos afecta a los humanos, miles de cientos de animales también se ven afectados por este problema. Su hábitat natural esta siendo dañado y deteriorado directamente; las condiciones en que se desarrollaron y evolucionaron han sido cambiadas repentinamente y sin previo aviso.
Pero realmente, ¿Qué es lo que ocasiones este cambio tan dañino? Las altas expediciones de o CO2 Dióxido de Carbono; este se origina a través de la quema de combustibles fósiles, tales como el petróleo, la gasolina, el gas; estos gases se elevan y crean una capa que retiene el calor y hace aumentar la temperatura del planeta, a este fenómeno se le conoce como “Efecto invernadero” y ocasiones que el mundo cambie totalmente.
Según la organización Greenpeace, el calentamiento global a ocasionado incremento de la temperatura global de apenas entre 0.3 y 0.6 grados centígrados desde 1750. Aunque la cifra parece muy pequeña se tienen las predicciones que si este numero aumenta a 3.5 grados, pueden ocurrir catastrofes tan grandes que podrían acabar con la vida en el planeta. El problema es que los expertos calculan que la temperatura del planeta podrá aumentar durante el siglo XXI hasta 4.8 grados centígrados; esto hace que el problema se haga aun mas grave. Con estas cifras se ve que si no hacemos algo para detener este fenómeno podemos acabar con nuestro único hogar. La tierra.
Hoy en día vemos miles de animales desorientados por estos cambios tan extraños. Nos encontramos con peces que han reducido su crecimiento anual a un 30% de lo que crecían hace 50 años; esta comprobado también que las crías de focas que viven en el Golfo de San Lorenzo están muriendo por la falta de hielo en la superficie. ¿Es justo que estos animales que no han hecho nada malo y que no se pueden defender, se vean afectados por las incoherencias de personas que piensan mas en su beneficio propio envés del cuidado de su único hogar?
Hace varios años la naturaleza nos hizo un espacio en su vida, nos toca el turno de darle un espacio a la naturaleza en nuestra vida. Tierra solo hay una, y tenemos que cuidarla, el calentamiento global esta presente y tenemos que defendernos, tanto nosotros como aquellos que no pueden hacerlo. Si empezamos de poquito en poquito podemos lograr un gran cambio; desde caminar hacia un lugar cercano en vez de ir en carro, hasta apagar las luces de la casa cuando nos vamos. Todo esto nos puede ayudar a salvar a nuestro planeta. Toma conciencia, el mundo es de todos y tenemos que cuidarlos, recuerda que hay vidas que no se pueden defender, defiéndelos tú y ayúdales. Vivimos en un mundo, y el mundo vive en nosotros, cuídalo.
Solo tenemos que recordar que el mundo nos hizo un espacio a nosotros, y ahora nos esta pidiendo que le devolvamos el favor, darle un espacio al mundo. Si todos reflexionaran bien sobre esto el problema no estaria presente realmente.
Wow, es la primera vez que me centro en un tema y escribo solo de eso. Espero que les haya gustado el tema, a mi la verad me interesa mucho eso, me gusta pensar que mundo solo tenemos uno y no podemos desperdiciarlo, tenemos que cuidarlo al igual que todas las vidas que existen dentro de el.
Reflexionen un poco el tema y recuerden que nos toca ahora a nosotros, ¿Que futuro les quieres dar a tus hijos? El futuro empieza hoy, desde ahora construimos el futuro, y si no empezamos a trabajar dentro de unos años sera muy tarde.
Asi que los dejo, espero que les haya gustado la entrada de hoy, nos seguimos leyendo, y hasta luego.

2 comentarios:

Tiberius dijo...

Tienes mucha razón, y se debería hacer algo ya para cambiar el tema. Por lo visto van a hacer un 2º tratado de Kioto que van a intentar que se cumpla... pero va a ocurrir como en el ya nombrado.

Has dicho:
"¿Es justo que estos animales que no han hecho nada malo y que no se pueden defender, se vean afectados por las incoherencias de personas que piensan mas en su beneficio propio en vez del cuidado de su único hogar?"

Eso me ha recordado que por lo visto, un importante porcentaje (que no recuerdo) de las emisiones nocivas para el Ozono, se componen del metano producido por las flatulencias de las vacas. Alucina. Se ha descubierto una "medicina" que evite eso, sin embargo, a mi me parece más un intento de no querer ver que somos nosotros los culpables que otra cosa.

Buenas tardes, y buena suerte.

(Vassili Zaitsev)

Anónimo dijo...

se necesita mucha madurez para poder hablar tan profundo y poder publicarlo... y aun asi teniendo 15

que envidia, pero de la buena.